SOMME

El interés de los bancos por el café.

El café está en peligro de extinción pero aun así se permite salvar a otras especies en riesgo. La corriente actual es agregar cafeterías a los bancos para hacerlos más amigables, ya que la infusión en general se asocia con valores positivos como la hospitalidad y la amistad (atributos que escasean en los bancos). En la Argentina, ya hay dos ejemplos: en Palermo y en Recoleta, sucursales bancarias con cafetería y wifi para los clientes. Pero en Inglaterra fueron más lejos: este año, abrió B Works en Manchester, que se presenta como “la última generación en bancos”. Dirigido a los jóvenes, tiene un diseño de tienda de ropa (se dice que es como si Urban Outfitters se hubiera convertido en un banco) pero además una barra con café de especialidad y lo insólito: una “media room” donde se brindan seminarios de cine y una sala donde se dan clases de zumba.